Héroes desde los 65. Felicidades y Gracias (I/IV)

26 de Julio, día de los abuelos

Somos nosotros los que hacemos abuelos a nuestros padres, cuando tenemos un hijo. Hoy en día no es fácil ser padres pero tampoco es nada fácil ser abuelos.

“Padres y abuelos un motor de dos tiempos para el  barco de tu familia”

La rapidez de los cambios les supone a padres y abuelos un duro reto a seguir. Los abuelos hoy cumplen años con más salud que hace medio siglo, pero sus padres no llegaron a esa edad, por lo tanto tampoco antes nadie les había enseñado a  “ser abuelos activos” y así convertiros en “verdaderos héroes desde los 65”

Además en algunos casos los abuelos llegan a ser también bisabuelos, algo antes casi inalcanzable. Alguien dijo, que sabrás si has educado bien a tus hijos, cuando te sientas orgulloso  de lo  bien educados que están tus nietos.  Si esto te  ocurre, déjate llevar solo  por el cariño de y a tus nietos, ya que tus nietos “están en buenas manos”– las de tus hijos –

Deja para los padres la educación y la disciplina de sus hijos y los abuelos dedicaros a disfrutar de vuestros nietos, disfrutándolos y contemplándolos mientras les contáis recuerdos de la  familia y  “batallitas de sus padres”.

“Padres no ceguéis las fuentes de la comunicación entre vuestros hijos y sus abuelos”

Hoy en día las distancias, las rupturas matrimoniales y el rápido desfase generacional, impiden tanto a los abuelos como a los nietos poder disfrutar en armonía del intercambio entre ambas generaciones de experiencias pasadas y experiencias frustradas.

  • Gracias a los nietos, los abuelos, actualizan y activan sus neuronas y su ritmo cardíaco
  • Gracias a los abuelos, los nietos, minimizan  con sus experiencias las “prisas por vivir”

También es de “buen abuelo” y todos lo esperan  que “los abuelos no tengan prisa” ya que  su experiencia les dice que: “las prisas no son buenas compañeras de la vida y la alegría de vivir”  Todos llegaremos a ser abuelos, pero del como llegar a serlo, dependerá la vida que vayamos  sembrando desde que nacimos y quisimos a los padres de nuestros padres.

Naces, creces, te multiplicas, y luego a lo mejor, te hacen abuelo y vives para contarlo… y así  de generación en generación se continúa la saga de cada familia.

Y cuando los abuelos de vuestros hijos no vivan, también debéis hablar de ellos a vuestros hijos. Conservar  con cariño su memoria histórica en vuestra familia.

“Todo el mundo debe tener acceso a los abuelos y nietos con el fin de ser un humano completo” Margaret Mead- antropóloga estadounidense del siglo XX

Os invito a leer todos los siguientes post de esta serie:

Ser padres “cool” (II / IV)

Adolescentes a los 30 y más ( III / IV )

Emprendedores a los 20 ( IV/IV )