Regla de oro de la comunicación: Saber escuchar en positivo

https://www.sophya.es/regla-de-oro-escuchar-primero-hablar-despues-y-por-ultimo-amar-siempre/

 (1:49 min. para conocer las reglas básicas de la comunicación matrimonial y familiar)

Todos aquellos que de una u otra manera nos dedicamos a ayudar a terceras personas  a que sepan proteger a su FAMILIA, sabemos lo necesario que es el asesoramiento y la orientación tanto en grupo como de manera individualizada, la terapia es la mejor herramienta para superar las crisis familiares y/o matrimoniales, ya que uno solo es muy mal consejero de sus pasiones y emociones mas intimas.
Gracias al trato personal con un terapeuta familiar, se puede aprender a paliar el pequeño o gran deterioro de valores y objetivos que –cada vez con más frecuencia- sufren las familias con hijos.

La escasez de tiempo en común dentro de los hogares va también empobreciendo los tiempos de armonía familiar. Tenemos prisa y poco tiempo para dedicarselo a nuestra familia. El trato en la familia queda habitualmente relegado a un segundo o tercer termino, en cuanto surgen otros intereses personales....

ALGUNAS PERSONAS, NO ES QUE NO QUIERAN SACAR ADELANTE  SU FAMILIA,

ES QUE NO PUEDEN PORQUE LLEGADOS A UN PUNTO DE LA CONVIVENCIA, NO SABEN COMO HACERLO.

Tanto en la comunicación de los padres entre si, como en la comunicación que mantienen los padres con sus hijos, sino se cuidan bien y se fortalecen y se sostienen en el tiempo, terminan los vínculos afectivos, emocionales y psicológicos por desgastarse demasiado creándose así situaciones que por lo menos inquietan a todos y poco a poco puede llegar a mermar seriamente la confianza y unidad familiar, propias de la vida en familia.

Los conflictos familiares y los momentos de tensión comienzan casi siempre por :

NO SABER ESCUCHAR PRIMERO PARA PODER DIALOGAR BIEN Y EQUILIBRADAMENTE DESPUÉS

Todas aquellas familias donde lo primordial es su compromiso con sus seres queridos, y que ademas por este motivo no quieren tirar la toalla gratuitamente sino que quieren continuar juntos a pesar de que les parece que están pagando a un precio muy alto por su convivencia en común les daría un solo consejo:

ESTATE  EN TU CUARTO DE ESTAR PRESENTE Y NO AUSENTE, TE PASE LO QUE TE PASE Y TE CUESTE LO QUE CUESTE


Mi tiempo como terapeuta no consiste tanto en decir lo que tienen otros que hacer con su matrimonio o su familia, sino que consiste en ayudar a otros a

descubrir y a aprender habilidades y técnicas para solucionar conflictos familiares y personales a la medida de las situaciones

Mi objetivo no es tanto el ayudar a que “las familias sólo se separen bien” sino que con mi ayuda intento matizar y clarificar los motivos de las crisis que surgen detrás de cada conflicto, intentando conseguir que las partes reconozcan que pueden tener problemas pero que a pesar de ello, quieren mantenerse unidas sin separarse, poniendo de su parte esfuerzo y corazón para conseguirlo.

image_pdfimage_print

No hay comentarios

Agregar comentario