El amor tiende a unir a los que se aman libremente

El amor tiende a unir a los que se aman libremente

amor

Hay gente que todavía piensa que solo quieres si te quieren y que eres libre si vives en libertad.

Se puede querer sin haber casi rozado el cariño y puedes amar la libertad desde la celda más oscura de una prisión.

El hombre está hecho para amar contra los elementos humanos y materiales. Las personas nos resistimos a vivir sin amar y sin querer a alguien. Es casi imposible evitar esta tendencia que nace de nuestro corazón.

 

El amor tiende a unir siempre a los que se aman de verdad.

Este poema es el de una persona que después un largo tiempo de terapia de autoconocimiento, descubrió por si misma donde está el amor verdadero y como se puede querer sin miedo a conseguirlo y sin resistirse a dar amor.

Son los pensamientos de alguien que ama sin límites después de descubrir la capacidad y la fuerza que nos da el amor entre los hombres:

“Te quiero”, frase tan bella y tan mal usada
al igual que tan deseada de ser escuchada.
Cuando era niña, adolescente e incluso adulta,
no sólo el «te quiero» sino el «ser querida»
era mi deseo más anhelado.
Pero querer, querer, querer, qué difícil es!!!!!
Es un no herir sensibilidades, comprender, escuchar.
Es un no juzgar, ser fiel, comprender.
Para mí esto es querer y me quedo corta.
Darlo todo por el otro,
hasta el punto del olvido de sí mismo,
en el que el uno y el otro se conforman en uno mismo.
También he comprendido que el querer tiene variantes,
no todo el mundo puede querer sin fin
y también hay que aceptarlo así.
Ese te quiero, que te transporta a entregarlo todo por el otro, también puede ser muy doloroso.
También hay momentos en que la vida sopla en contra,
 y puede ser la voz sosegada de una amiga  la que te anima
a continuar la travesía de la vida.
Querer es saber decir perdón al igual que saber perdonar.
Querer, querer, querer, es tan amplio el concepto
pero más grande  dilatar el corazón para ello.
Puedo decir que sobre el querer soy todavía una ignorante.
Se necesita mucha generosidad para dilatar el corazón con magnanimidad.
Querer, querer, querer qué GRANDE ES!!!
Autor:L.I.

 

No esperes a llegar al final de tu vida para darte cuenta que no has amado todo lo que podías y no has dicho te quiero de la manera que sabes y quieres a todo el mundo que sientes amor por ella.

No llegues al final de tu vida sin haber arriesgado con suficientes  «te quiero y «te amo» a quien lo esté esperando de ti.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sígenos en instagram: @gabinetesophya

Leave a Comment

× ¿Cómo puedo ayudarte?